El Palau

El Palacio señorial de los Condes de Villa Paterna es uno de los monumentos más significativos del municipio. Construido en 1760 , el proyecto fue obra del arquitecto D. Antonio Gilabert, director de la Academia de Bellas Artes de San Carlos.

Fue destinado a residencia de los Condes, aunque a lo largo del tiempo tendría destinos diferentes al ser cedido para escuela y habitaciones de maestros, albergue de pobres, hospital de guerra e, incluso, como proyecto de hotel.

En 1976 fue declarado monumento histórico artístico de carácter local y en 1983 es adquirido por el Ayuntamiento de Paterna primero como sala de exposiciones y, en la actualidad, como sede de la Casa Consistorial.